Por favor, desactiva el bloqueador de la publicidad

Entiende que la web se mantiene con la publicidad y desde hace años hemos apostado por una publicidad no intrusiva ni molesta. Por favor, añade la web a la whitelist para que podamos seguir manteniendo la web y dando el mejor servicio y contenido.

Por favor, desactiva
X

Un combate entre un gigante musculado de 146kg y un pequeño luchador de 58 kg

Deportes
2 de enero de 2018 |
5

Ya vimos hace semanas un combate entre un hombre muy gordo de 260 Kg y otro de 60 Kg. Hoy vamos a ver al mismo luchador de 58 kg y 161 cm de estatura, pero en esta ocasión se va a enfrentar a un gigante (comparándolo con él) musculado de 146 kg y 191 cm de altura. En esta ocasión no pregunto si el tamaño importa, esto parece una pelea de broma entre un padre y su hijo pequeño.

Compartir en las redes sociales

Ayúdanos a que este post llegue a la mayor cantidad de personas. Compártelo haciendo click en el boton que te interese. Gracias!

Te puede interesar, entradas relacionadas:

Buceando a pulmón en un banco de atunes

Miguel Lozano es un apneista español que entre otras cosas ha descendido a 120 metros de profundidad a pulmón. En es...

La que se lía durante esta competición de lucha grecorromana

Ni idea de porque comienza todo, lo que está claro es que el de azul es el que se va más calentito a casa.

Cuando ganas un premio de 1,3 millones de dólares y aun así tu novia te hace la cobra

El protagonista del video es Aaron Wise, un jugador de golf que ha gando un torneo donde se ha embolsado 1,3 millones de dó...

Un equipo de futbol alemán suplanta a su entrenador por otro hombre con una careta

Si cuando se dice que la realidad supera a la ficción es por algo y sino mira lo que ha hecho el Sankt Pauli, un equipo de ...

Un combate entre un gigante musculado de 146kg y un pequeño luchador de 58 kg

Ya vimos hace semanas un combate entre un hombre muy gordo de 260 Kg y otro de 60 Kg. Hoy vamos a ver al mismo luchador de 58 kg y...

Me da a mi que este ha jugado un poco a los bolos

¿Cuántas horas habrá jugado este hombre a los bolos? Seguro que unas cuantas.